El reto de Gabriel Sandoval: incentivar el kickboxing y frenar el consumo de drogas entre los jóvenes

In Noticias, Noticias Kick Boxing by Claudia Do CampoLeave a Comment

Después de su experiencia, Gabriel Sandoval se ha propuesto ayudar a incentivar el kickboxing y frenar el consumo de droga

Gabriel Sandoval más bien conocido como “Halcon de Varela”, es el campeón de kickboxing más conocido de Argentina que quiere cambiar el rumbo de los jóvenes.

A sus 26 años ha vivido terribles episodios hasta llegar al punto estable en el que se encuentra como profesional de Kickboxing.

La droga y otras adicciones formaron un terrible episodio en su vida e inconscientemente se fue alejando de su familia.

Un día decidió que tenía que cambiar, dar un vuelco a su vida ya que no podía seguir arruinando su vida de tal manera.

“Pasaba todo el tiempo en la calle y hacía cosas malas. Llegué incluso a estar varios días preso en una comisaría”

Sandoval decidió matar el tiempo en el gimnasio. El entrenamiento se lo tomo muy enserio hasta el punto de pasar los días enteros en las instalaciones deportivas.

Cumplía a raja tabla los entrenos y las dietas que un deportista debe llevar a cabo.

“Entrenaba a tres veces por día. Me levantaba a las tres de la mañana, desayunaba avena y me iba al club. Mañana, tarde y noche”

Sus conocimientos sobre kickboxing iban creciendo y sus ganas por debutar como luchador profesional aumentaban.

Las ganas de Sandoval por presentarse a un campeonato nacional de Kickboxing no cesaban, pero sus ingresos no le permitían viajar hasta el lugar del encuentro. Por ello, los vecinos de su localidad, que conocían el esfuerzo de Sandoval para dejar de lado los malos hábitos, le ayudaron a cumplir su sueño, pagándole el viaje hasta el lugar del combate.

Gracias al esfuerzo de Gabriel Sandoval por dejar la mala vida y luchar por una vida mejor le ha llevado a ser un grande en los deportes de contacto.

Sus vecinos y su familia se sienten muy orgullosos del camino que tomó y el que dejo atrás.

Ahora Gabriel quiere compartir su experiencia y ayudar a los más jóvenes. Incentivando que los deportes de contacto como el kickboxing puede darte una vida estable, mejor y llena de reconocimientos. Al contrario que las drogas, que lo único que consiguen es destrozar, arruinar la vida y llevarte por un mal camino.

Gabriel Sandoval es profesor de kickboxing para los más pequeños que viven en barrios conflictivos: “Ser profesor me hizo más responsable. Me gusta dar clases a los chicos porque siento que están en mi lugar, que no están en la calle, que les doy apoyo. Me gusta que tengan la oportunidad de ver lo bueno que es el deporte y que no se cieguen como hice yo en su día”

¡Gabriel Sandoval, todo un ejemplo de superación!

Leave a Comment