Normas de convivencia en el gimnasio

In Noticias, Noticias Kick Boxing, Noticias MMA by Claudia Do Campo1 Comment

En muchas ocasiones, ir al gimnasio puede llegar a ser una tortura o un suplicio.

A la hora de ponernos el chándal y calzarnos las zapatillas cierta pereza puede apoderarse de nuestro cuerpo, y no por tener que ponernos al día con nuestros ejercicios diarios después de un largo día de trabajo, sino por las personas que podemos encontrar en el gym.

Aunque parezca mentira, la actitud de las personas que tenemos a nuestro alrededor en el gym afecta a la hora de llevar a cabo nuestra rutina deportiva.

El ruido al subir las pesas, el sudor de los compañeros… a simple vista pueden parecer detalles absurdos o insignificantes, pero cuando estas concentrado realizando tus ejercicios diarios pueden llegar a ser bastante molestos.

El respeto en el gimnasio, al igual que en cualquier otro sitio, es muy importante y nunca debemos saltar las normas ni tener conductas inaceptables con los deportistas que se encuentran trabajando en las mismas instalaciones que nosotros.

Al inscribirnos y realizar la matricula del gimnasio, deberían de dar una serie de pautas que todo el mundo tendría que seguir. De esta forma, alcanzaríamos un respeto mutuo por todos los presentes en las instalaciones.

Puede parecer una tontería, pero cuando conozcas estas normas básicas verás cómo compartes opinión con nosotros.

Evita ruidos desagradables

Cuando vamos al gimnasio no nos encontramos solos en las instalaciones, casi siempre, tenemos compañeros a nuestros lados.

Inconscientemente al subir o bajar las pesas llegamos a hacer ruidos desagradables.

Por ello, debemos de evitarlos, sobre todo, aquellas personas que gritan como si el gimnasio fuese solo suyo, sin tener en cuenta al deportista concentrado que tenemos a nuestro lado.

No olvides la toalla

Una tontería, ¿verdad? Pues todavía hay personas que no la incluyen en su bolsa de gimnasio.

Es normal que sudemos, es más, para ello vamos al gimnasio y entrenamos duro.

Aquello que no es normal, es llegar a la máquina y encontrarla sudada por la persona que estuvo anteriormente, llegando a convertirse, en un momento un tanto desagradable.

Por ello, limpia siempre tu zona de entreno después de trabajar en ella.

 

Se puntual

Los horarios de las clases a las que tenemos acceso las solemos encontrar siempre en los tablones o incluso podemos solicitarla en recepción para llevarlo siempre con nosotros o apuntarlo en nuestra agenda.

Un detalle muy importante.

Cuando una clase consta de 20 personas y varias de ellas llegan tarde e interrumpen al profesor puede llegar a ser bastante molesto ya que desconcentran al resto de la clase y nos hacen perder parte del tiempo.

Si no llegas a tiempo a clase, no entrés, para la próxima estarás el primero para que no vuelva a ocurrir.

Olores fuertes

Evita utilizar colonias fuertes cuando vayas a realizar ejercicio ya que su mezcla junto al sudor puede llegar a provocar un ambiente bastante cargado e intenso para el resto de personas que comparten contigo instalación.

Eso sí, nunca olvides el desodorante. Un elemento esencial en nuestra bolsa deportiva.

No intimides

Todas las máquinas están ocupadas, pero tú necesitas utilizar una de ellas. No te quedes mirando a tu compañero como si la mirada lo dijese todo, puede llegar a ser muy incómodo llevar a cabo tu rutina con unos ojos clavados en cada uno de tus movimientos.

Acércate con respeto y pregunta cuando tiempo más o menos estará en la máquina.

Mientras tanto, aprovecha y continua con otro ejercicio hasta que toque tu turno.

Ten cuidado con tus pertenencias  

El gimnasio no es tu casa para tener todo regado alrededor de las máquinas como si sólo estuvieras tu entrenando.

Cuando vamos a entrar, intentemos llevar el mínimo de cosas con nosotros, simplemente con los imprescindibles como botella de agua y toalla es suficiente.

Por cualquier necesidad necesitas tener más cosas contigo, ten cuidado con ellas. Mantenlas organizadas a tu lado y molestando lo mínimo posible a tus compañeros.

 

 

Leave a Comment